Tiempo, aquello que nunca recuperaremos

La existencia humana tiene una vertiente temporal. De ahí que poner en práctica el carpe diem es signo de personas que son consciente de que cada instante es único e irrepetible. La gestión eficaz del tiempo es imprescindible en el plano laboral.

 

 

Hoy es un buen día para dejar de vivir a contrarreloj ¿Cómo dejar de ser esclavo de tu tiempo para pasar a ser dueño del mismo? Te dejamos algunas claves para la correcta gestión del tiempo.

1)      Prioriza actividades. Podemos tener muchos sueños, objetivos, tareas, funciones… en un mismo día, el problema es que no sabemos priorizar las diferentes actividades que tenemos que llevar a cabo. Así que distingue entre importante y prioritario.

 

2)      Existen recursos externos que pueden ser de gran utilidad para organizar el tiempo de un modo eficaz: una agenda es un medio fantástico para realizar un cronograma de tareas a realizar a lo largo de la jornada, donde podrás incluir aquellas tareas o actividades que son prioritarias o importantes.

 

3)      práctico en la toma de decisiones. Por ejemplo, si quieres apuntarte a clases de inglés, entonces, puedes elegir una academia que esté situada cerca de tu domicilio o de tu lugar de trabajo con el objetivo de evitar los largos desplazamientos que pueden ser causa de desmotivación. De la misma manera, elige el gimnasio cerca de la academia de inglés y matarás dos pájaros de un tiro como dice el refrán.

 

4)      Convierte el lunes en el mejor día de la semana. Regálate, al menos, quince minutos cada día que sean solo para ti. Y si es posible más tiempo, mejor. El tiempo de ocio no es exclusivo del fin de semana: ¡Diviértete también en lunes!

 

5)      Vísteme despacio que tengo prisa. No por querer abarcar demasiado, lograrás avanzar más rápido. Establece un orden y realiza las tareas una a una.

 

6)      Juega con el tiempo. Adelantar el reloj cinco o diez minutos también es una medida práctica para prevenir posibles retrasos en las citas. Recuerda que la falta de puntualidad puede considerarse una falta de respeto.

 

7)      No corras la meta va a seguir en el mismo sitio. En relación con el tiempo, lo importante no es llegar cuanto antes a tu meta sino llegar. Sabemos que las prisas no son buenas y un error puede hacer que tengas que volver a empezar desde cero, por lo tanto invertirás mucho más tiempo.

  

Estas son algunas de las claves que puedes poner en práctica para gestionar tu tiempo y ser más productivo en tus tareas diarias, funciones, acciones, sueños, metas, etc. Y lo más importante tomar conciencia de que el tiempo se convierte en tu mejor aliado y que es algo que nunca podremos recuperar, así que inviértelo lo mejor que puedas para ser los más productivo posible